Infiltraciones ecoguiadas en el pie en Málaga

Como tratamiento independiente o como complemento a otros tratamientos para acortar el periodo de recuperación de su patología.

Infiltraciones guiadas ecográficamente, aumentando la precisión y disminuyendo la posibilidad de error para la obtención de mejores resultados.

Infiltraciones de medicamentos, factores de crecimiento (PRP), células madre, proloterapia, viscosuplementación…

Normalmente requieren un pequeño periodo de reposo y nos permiten incorporarnos a nuestra actividad diaria mejorando nuestra calidad de vida.

Se puede complementar y potenciar su efecto al combinarlos con plantillas y vendajes entre otros tratamientos.

Pueden estar indicadas en el tratamiento de lesiones musculares, ligamentosas y tendinosas (esguinces / tendinitis / tendinosis / tenosinovisis / roturas / calcificaciones), bursitis, fascitis / espolones, roturas musculares, metatarsalgias, neuroma de Morton, quistes, etc.

TERAPIAS BIOLÓGICAS / TERAPIAS REGENERATIVAS:

Plasma Rico Plaquetas y Factores de Crecimiento (PRP y PRGF):

Entre las terapias biológicas el tratamiento más utilizado es el Plasma Rico en Factores de Crecimiento. Este tipo de terapias regenerativas mediante Plasma Rico en Plaquetas consiste en la extracción de una muestra de sangre al paciente que será sometida a un proceso de centrifugación para conseguir separar (plasmaféresis) y extraer la fracción del plasma que contiene un mayor número de Factores de Crecimiento (FC o GF) y que son las proteínas clave y junto a otras biomoléculas que activan el proceso de reparación y regeneración en los tejidos donde se aplican, además de tener propiedades antiinflamatorias e influir indirectamente sobre el dolor.

Se trata de un tratamiento que apenas produce rechazo por obtenerse de la propia sangre del paciente (es plasma autólogo), y entre las indicaciones que han demostrado mayor eficacia en el tratamiento con plasma rico en plaquetas en el pie se encuentran: tendinosis y tendinitis crónicas,  tendinitis de Aquiles, tendinitis del tibial posterior, tendinitis del tibial anterior, fascitis plantar, esguinces de tobillo, lesiones articulares degenerativas, lesiones musculares, fracturas y otros tipos de lesiones degenerativas en general.

Sus principales efectos son:

  • Antiinflamatorio: Al bloquear la producción de citoquinas inflamatorias y favorecer la síntesis de citoquinas antiinflamatorias.
  • Analgésico: Induce la respuesta celular endógena de tipo canabinoide en condiciones inflamatorias disminuyendo el dolor.
  • Regenerativo: Estimula la quimiotaxis y proliferación de células madre en la zona de la lesión, estimula la producción de matriz extracelular y reemplaza las células dañadas.
  • Homeostático: Modifica positivamente el metabolismo celular, activa las vías anabólicas de formación de nuevos tejidos, e inhibe su degradación.
  • Angiogénico: Estimula la neovascularización en tejidos lesionados y fibróticos.
  • Bacteriostático: Ralentiza el crecimiento de bacterias y disminuye la posibilidad de infecciones.

Tratamiento mediante Células Madre Mesenquimales:

Consiste en la obtención de células diferenciadas  a partir de células progenitoras capaces de diferenciarse y autorrenovarse.

El tratamiento con células madre mesenquimales se inicia en quirófano mediante la extracción a partir de aspiración de la propia grasa del paciente o mediante punción de la médula ósea. Tras ser sometidas a un procedimiento mecánico se consigue la separación y diferenciación de las mismas para poder ser infiltradas. Entre sus principales efectos se encuentran la capacidad para renovarse a sí mismas y a otras células.

Se trata de una terapia autóloga (con células obtenidas de la propia persona a la que van a ser infiltradas) con lo que la posibilidad de que se produzca un rechazo es muy limitada. Entre las indicaciones que han demostrado mayor eficacia para el tratamiento con células madre en el pie se encuentran: tendinosis y tendinitis crónicas,  tendinitis de Aquiles, tendinitis del tibial posterior, tendinitis del tibial anterior, fascitis plantar, esguinces de tobillo, lesiones articulares degenerativas, lesiones musculares, fracturas y otros tipos de lesiones degenerativas en general.

Sus principales efectos son:

  • Antiinflamatorio: Al bloquear la producción de citoquinas inflamatorias y favorecer la síntesis de citoquinas antiinflamatorias.
  • Analgésico: Induce la respuesta celular endógena de tipo canabinoide en condiciones inflamatorias disminuyendo el dolor.
  • Regenerativo: Estimula la quimiotaxis y proliferación de células madre en la zona de la lesión, estimula la producción de matriz extracelular y reemplaza las células dañadas.
  • Homeostático: Modifica positivamente el metabolismo celular, activa las vías anabólicas de formación de nuevos tejidos, e inhibe su degradación.
  • Angiogénico: Estimula la neovascularización en tejidos lesionados y fibróticos.
  • Bacteriostático: Ralentiza el crecimiento de bacterias y disminuye la posibilidad de infecciones.

Proloterapia:

Consiste en la infiltración de una sustancia irritante en la zona lesionada para destruir de manera controlada el tejido dañado, y activar el mecanismo de regeneración y proliferación en condiciones idoneas que faciliten la recuperación. El agente utilizado con mayor frecuencia es la Dextrosa, administrado en porcentaje variable en función al tejido sobre el que queramos actuar. Normalmente se aplica en combinación y con carácter previo a la aplicación de las Terapias Biológicas, acelerando así el proceso de curación.

Entre las indicaciones para la proloterapia en el pie se encuentran: tendinosis y tendinitis crónicas,  tendinitis de Aquiles, tendinitis del tibial posterior, tendinitis del tibial anterior, fascitis plantar, esguinces de tobillo, lesiones articulares degenerativas, lesiones musculares, fracturas y otros tipos de lesiones degenerativas en general.

Viscosuplementación:

Este tipo de tratamiento no pertenece a las Terapias Biológicas y consiste en la infiltración de sustancias sustitutivas del ácido hialurónico natural, de manera que recupera la función perdida. Normalmente recurrimos a estas infiltraciones antes de  tener que llegar a la operación de juanetes, paliando el dolor y aportando calidad de vida al paciente para poder retrasar la cirugía de juanetes. También son de utilidad en otro tipo de dolores articulares y en estructuras sometidas a cargas mecánicas en el pie.

Neurolisis Química:

La neurolisis química consiste en administrar en el nervio una solución de alcohol con anestésico local en proporciones variables para producir la destrucción del nervio. Esta técnica es empleada como alternativa a la cirugía en el neuroma de Morton y otros atrapamientos nerviosos en el pie, debiendo infiltrarse el nervio una vez cada 7 días hasta la total desaparición de la sintomatología.

*Financiamos nuestros tratamientos **sin intereses. Solicita información

*Financiación ofrecida para infiltraciones sometida a estudio y aprobación previa por parte de la entidad financiera para importes totales superiores a 120 €. ** 0% de intereses durante el primer año para tratamientos financiados hasta un  máximo de 36 meses. Gastos de apertura y formalización 3,00%. Solicite más información sin compromiso.
<hr>¡Lo bueno se comparte! Gracias Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email
Translate »